Se aceptan donativos, cohechos impropios y mecenas

lunes, 5 de noviembre de 2007

Pero: ¿Qué es un carchuto?

Pequeños saltamontes:
Siguiendo la generosa iniciativa que lleva a un pofesional como yo (¡Sí! ¿Qué pasa? ¡Que uno es pofesional güeno güeno!), con cientos de libros publicados, a dar una oportunidad para nuestros nuevos valores y rechazando ofertas del máximo nivel ¡con un par! Me dispongo a ofreceros una nueva colaboración del reconocido psicópata y carchuto (perdón por la redundancia) apodado Odninor.
Porque la pregunta, queridos amigos, es:
¿¡QUÉ ES UN CARCHUTO!?


Estudio antropológico-radiológico de cerebro carchuto



Un carchuto... ¿Se nace o se hace? ¿Podemos aspirar a ser un buen carchuto algún día?
¿Se reconoce un carchuto a simple vista? ¿Cuál es su historia? ¿Existían en tiempos remotos o su advenimiento llegó con la epifanía de Federico (¡Alabado sea!), las Sagradas Escrituras de EL MUNDO y su profeta del Piñón?
¿Es lo mismo peón que carchuto? ¿Todo piñoncillo es carchuto?
Todas estas dudas y enigmas que os inquietan tendrán cumplida respuesta en el siguiente artículo del insigne Odninor, avezado carchuto donde los haya que, hoy, nos deleitará entrevistando al más reconocido estudioso del fenómeno carchutil: el profesor Hilmfrelm Hangerbrunger.
Con ellos os dejo. Que os sea leve.

Odninor:
Hola amigos progretarrasprisónidos.
Hoy, en un nuevo intento de hacer llegar algo de conocimiento a vuestras obtusas cabezas tengo el inmenso placer de contar con un colaborador de excepción que, de modo totalmente razonado y con argumentos incuestionables, zanjará una cuestión que a muchos de vosotros aún os resulta inalcanzable: ¿Pero qué demonios es un carchuto?

Para ello os dejo en las sabias manos del profesor Hilmfrelm Hangerbrunger de la Universidad de Bolonia.


Profesor Hangerbrunger:
.-Saludos. Estoy aquí para aclarar un nuevo concepto, nuevo en su acepción puramente formal ya que, como finalmente espero comprendan sus limitadas percepciones, en espíritu nos ha acompañado desde los orígenes de nuestra especie.

Para comenzar recurriremos a esa basta fuente de conocimiento que no es otra que Internet. Allí encontramos la definición de Carchuto:
"De modo jocoso un carchuto se define como un Peón incapaz de razonar por si mismo, adscrito a cualquier enigma, agujero o consigna que haya salido del Blog de Luis del Pino o de La Mañana de Federico Jiménez Losantos. Incapaz de argumentar repetirá una consigna tras otra a todo aquél que intente debatir con él. Nunca leerá lo que se le exponga ni pinchará videos o enlaces si estos van a rebatir sus mentiras. Se afianzará en su posición y la defenderá hasta que, abrumado por los argumentos contrarios, optará por insultar a su oponente, cambiará de enigma o directamente abandonará la discusión que luego retomará en otros hilos a ser posible con otros contrincantes.
Viene del chiste del carchuto en el que un teniente intenta sacar de su error a un recluta hasta auto-convencerse de que el cartucho que le muestra es, en realidad, un carchuto."

Dado que dicha definición se encuentra en un ámbito concreto, la wikipedia de un grupo anticonspiracionista, diremos que es correcta pero incompleta.

Un Carchuto no es un peón negro. Aunque todo buen peón negro tiene un Carchuto en su interior, no siempre éste sale a la luz. El primer Carchuto se remonta a la prehistoria. Cuando, una vez descubierto el fuego (que como todo el mundo sabe no existía antes de su descubrimiento) se comienzan a preparar los primeros asados, posiblemente de dinosaurio. Es en ese momento cuando nace el primer Carchuto, como si lo viera, agazapado en un rincón de su cueva comiendo la carne cruda mientras sus compañeros degustan la carne bien cocinada.
Este individuo, empecinado en mantener sus principios a pesar del exquisito aroma del Tiranosaurio asado, es el precursor de lo que, posteriormente, se llamaría un Carchuto.

Luego llegarían los que se encabezonaron en que la tierra era plana y el centro del universo, los que mantenían que contra la peste nada mejor que estar bien rebozado en suciedad o, más recientemente, los que afirman que a las mujeres se las fuerza "porque van provocando". Todos ellos cenutrios obcecados en mantener un absurdo en base a sus prejuicios.

Todos conocemos algún Carchuto, como ese amigo, culturizado en los mejores gimnasios, que mantiene que no se pisó la luna cuando nos lo contaron. O ese otro que (lo juro) me contaba todo convencido que debajo del subsuelo vive otra civilización.

Hay que estar muy al tanto para discernir a un buen Carchuto de lo que, simplemente, puede ser un imbécil.
Si al defensor de que lo de la luna fue un montaje rodado por Kubrick le mostramos con un telescopio la bandera americana que hay en la luna se produce un punto de inflexión que nos definirá la condición de nuestro amigo: Si dice
"ya, pero eso fue mucho después"
entonces es todo un Carchuto. Si dice
"bueno a lo mejor tienes razón"
entonces se trata de un imbécil.
Atención, para hacer esta prueba quizá no sea suficiente con el telescopio que te regaló tu padre cuando pasaste la selectividad en vez de esa moto tan chula. Ese telescopio que gracias a tu vecina de enfrente te ha dado tan buenos momentos de esparcimiento es posible que sea insuficiente.
Equipo de autopsias carchutil
El concepto Carchuto surge recientemente a raíz de los trágicos atentados del 11 de Marzo de 2004 en Madrid. La primera vez que oímos el término Carchuto es en el blog Peón Gris, allí un habitual diserta sobre que no se hicieron autopsias a los suicidas de Leganés. Varias personas intentan refutar tal afirmación dándole múltiples argumentos, enlaces y declaraciones. El defensor del "bujero" sigue manteniendo que no hay tales autopsias y, cuando queda demostrado que sí se realizaron se produce el punto de inflexión antes citado cuando declara:
"vale, se hicieron exhaustivos estudios forenses, radiológicos y analíticos pero eso no son autopsias".
En ese momento una confluencia de taquiones, serendipia y condensación de Fluzo hacen que un tal Ronindo diga: "Esto parece el chiste del carchuto".

Se produce entonces un pliegue espacio-temporal que provoca la aparición de una réplica de antimateria de dicho sujeto y, desde ese momento, Odninor hace acto de presencia y se convierte en el máximo defensor de todo buen Carchuto. Todo esto es científicamente demostrable y yo mismo podría repetir el proceso siempre que se dieran las condiciones adecuadas.

Dado el lugar donde nos encontramos me veo obligado a definir las directrices que deben aplicarse a un buen Carchuto Peón:

1. Para un Carchuto Luis del Pino es Dios, Federico J. Losantos su profeta y El Mundo las Sagradas Escrituras. Su Palabra nunca ha sido refutada y el juicio a demostrado, indubitadamente, que tienen razón y que lo de deducir testimonio es un cuento.

2. Ante todo educación. Cuando un Carchuto entra en un blog y foro nunca ha de perder las formas. Primero saluda. Son muy recomendables las fórmulas siguientes: "Pero que poca vergüenza tenéis", "Se nota que vais de sobraos", "Sois asquerosos", "Sois cómplices de asesinos o, por lo menos, encubridores de asesinos", "¿Aquí es donde hacéis apología del terrorismo?". Todas ellas os identificarán como Carchuto desde la primera frase.

3. Un Carchuto debe aferrarse a un "nigma" o "bujero" y defenderlo con su vida.

4. Cuando se vuelva indefendible deberá: O bien retirarse del debate, sin duda sabiéndose vencedor, o bien cambiar de "argumento".

5. Cuando vuelva a verse acorralado repetirá el punto 4.

6. Si la cosa persiste hay que comenzar a sacar las filias políticas del contrincante, da igual cuáles sean, siempre serán contrarias a las nuestras. En este punto hay que decidir si se ha de optar por los crímenes de la Rusia comunista o sacudir a nuestro oponente con el Caudillo. El GAL hay que reservarlo para los momentos de flaqueza. Los masones también son muy socorridos. Y nunca deberían faltar los nazis.

7. Si el contrincante elude la confrontación política, opta por volver al punto 4 o, mucho mejor, recurre al insulto personal.

8. Si todo falla, tranquilo. Cambia de nick y vuelve a empezar desde el punto 2.

9. Un buen Carchuto ha de ser un digno oponente y ofrecer una amplia gama de especialidades de alto nivel. Para ello nada mejor que la increíble e incuestionable fuente de conocimientos que es la televisión.
Carchuto´s Scientific Investigation
Para especializarse en criminología y autopsias todo buen Carchuto debe haber visionado al menos tres temporadas de CSI.
La antropología forense requiere el estudio concienzudo de Bones, especialmente la parte en la que reconstruyen cuerpos y crímenes con una máquina de hologramas tridimensionales, hay que estar al tanto de las nuevas tecnologías.
Si eres talludito probablemente ya tengas grandes conocimientos de derecho tras ver, en su época, La Ley de Los Angeles. Si eres más joven Shark, Fiscal Chase o Boston Legal te dará los suficientes conocimientos de Derecho Penal para enfrentarte a cualquier jurista.
Para los debates con médicos un par de episodios de Urgencias, House o Anatomía de Grey te serán suficientes para plantar cara a cualquier doctorado en medicina.
En Shark y House también encontrarás cuál es la actitud correcta a la hora de atacar a tu contrincante. Nada mejor que un cínico encabronado pagado de sí mismo a la hora de practicar tu pose. La escena del espejo de Taxi Driver también muestra el camino.
Quimicefa o Laboratorio de la Señorita Pepis
La química tampoco tendrá secretos para ti, desempolva tu vieja Quimicefa y estarás preparado para refutar cualquier peritaje de explosivos.
Para la física la ley de la gravedad es suficiente. Es esa que dice que las manzanas caen de los árboles cuando maduran y que, por ley, no se puede dormir debajo de un manzano al ser un delito de gravedad. O algo así.
Eso sí, un Carchuto no hinbeztiga nada, sólo aprovecha lo que hacen otros para defender sus posiciones.

10. No se me ocurren más, pero así queda como que más chulo. Un decálogo o los 10 mandamientos del buen Carchuto.

Espero que todo esto haya servido para aclararos la diferencia entre un Carchuto y un peón cualquiera. Devuelvo la conexión a Odninor.

Odninor:
Muchas gracias profesor Hangerbrunger. Qué maravillosa exposición. A ver si así surge una buena remesa de Carchutos. Que todavía me quedan muchos premios que dar y no se los van a llevar los de siempre. Aunque muchos piden a gritos repetir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Evite insultos, guarde las mínimas normas de etiqueta y respeto a los demás sin por ello restringir las críticas por duras que sean. No se permite el spam, las técnicas troll ni la suplantación de nick.
Lo otro, las opiniones: cada cual es responsable de las suyas.

Si haces click en un vídeo lo verás arriba, antes del primer post. Música, sexi, humor, Sci-Fi...

Loading...

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Atapuerca, Burgos, Spain